Dar clases particulares

Las clases particulares son uno de los recursos más habituales de los docentes para obtener ingresos adicionales o estar ocupados mientras buscan un empleo fijo. Otro tanto podría decirse de los estudiantes, que ven en este servicio una manera de sufragar sus estudios o su estancia en otra ciudad. En cualquiera de los casos, impartir clases particulares no es tan sencillo como anunciarse en una plataforma y aguardar a que lleguen los alumnos. Hay una larga serie de requisitos e indicaciones que conviene observar para evitar sorpresas y ofrecer un mejor servicio.

Crea tu anuncio gratis

Requisitos para dar clases particulares

En primer lugar, hay que contemplar los requisitos para dar clases particulares legalmente. Como cualquier otro profesional, el profesor particular debe estar dado de alta en alguno de los regímenes de cotización de la Seguridad Social. Si se trabaja en el marco de una academia, hablamos de un empleado o trabajador por cuenta ajena. Si los servicios docentes se ofrecen de manera directa al mercado, nos encontramos ante un profesional por cuenta propia o autónomo.  En este segundo caso, existe jurisprudencia respecto a que si sus ingresos no superan el umbral del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), fijado en catorce pagas anuales de 707,7 euros brutos en 2017, no es necesario estar dado de alta. Esto último no es una disposición prevista en el ordenamiento jurídico pero se ha asentado como marco alegal en el que se mueven muchos profesores. Así, un estudiante podría ofrecer este servicio sin rebasar el límite de ingresos señalado.

¿Cómo se presta el servicio de clases particulares?

Es posible dar clases particulares legalmente tanto en el domicilio propio como en el del alumno. Como veremos más adelante, esta decisión puede afectar sensiblemente a la remuneración. Dar clases particulares en casa cuenta con la gran ventaja de que los trastornos horarios son mucho menores, al tiempo que es posible acondicionar la estancia donde se desarrollarán las sesiones. Paralelamente, debes valorar si quieres dar clase a un único alumno o prefieres reunir un pequeño grupo de estudiantes. Las clases a domicilio son más exclusivas pero el profesor debe comprobar que sean rentables junto con el desplazamiento y el tiempo invertido. En cualquier caso, en los últimos años se ha producido un repunte de la docencia ‘online’. No es todavía una fórmula que goce de gran implantación pero no está de más considerarla, sobre todo si las clases particulares son para personas adultas. Respecto a cómo dar las clases, aquí entra en juego la metodología con la que el docente se sienta más cómodo o le permita obtener resultados más significativos.

Crea tu anuncio gratis

Consigue alumno para tus clases

Como en cualquier otro servicio, el marketing es fundamental para recibir ofertas de trabajo. Sin embargo, en este ámbito laboral es muy frecuente que el prestigio del docente y el ‘boca a boca’ se impongan a cualquier otra consideración. Muchos alumnos (o sus familias, si son muy jóvenes) piden referencias antes de contratar los servicios de un docente particular. Consecuentemente, la experiencia pasa a ser una de las cualidades más valoradas, lo que puede ser un obstáculo para quienes desean iniciar una carrera profesional de este tipo.

Con todo, no está todo perdido si no se dispone de cierto número de años de experiencia. ¿Cómo encontrar alumnos para clases particulares si no se ha trabajado nunca? En primer lugar, hay que enfatizar nuestros méritos, muy especialmente aquellos que consideremos que pueden aportar más valor a nuestras clases (un formación académica sólida, especializaciones poco habituales, dominio de idiomas, conocimientos de psicología de la educación o similares…). Es por ello que los anuncios para dar clases particulares deben ser concisos pero elocuentes, independientemente de si son físicos o se cuelgan en la red.

¿Cómo debe ser un anuncio de clases particulares?

En línea con lo anterior, los anuncios de profesores particulares han de reunir una serie de pautas comunes. No pueden ser muy largos (no más de 150 o 200 palabras), tienen que dejar claro qué materias están disponibles y deben especificar si el servicio se ofrece a domicilio o no. A partir de ahí, cada candidato puede incluir la información que juzgue más relevante para los posibles clientes. ¿Experiencia? ¿Credenciales académicas? ¿Una metodología innovadora? Todos estos elementos tienen cabida en el anuncio y pueden hacerte destacar sobre el resto de ofertas existentes.

Otros consejos antes de publicar tu anuncio como profesor particular están relacionados con la veracidad de los datos. Muestra compromiso y veracidad siempre y cuando estés en condiciones de responder a estos estándares de calidad.

Considera incluir una o varias localizaciones optimizadas para destacar en los buscadores, como “clases particulares Valencia”, “doy clases particulares Barcelona” o “maestro a domicilio Comunidad de Madrid”. No te recrees con eslóganes publicitarios muy evidentes y deja la tarifa para más adelante. Una última recomendación es la de hacer circular tu anuncio por numerosas plataformas especializadas. También hay portales generalistas pero el grado de éxito es menor.

¿Cómo se calculan las tarifas para las clases particulares?

Para concluir, hay que contestar a la pregunta de qué precio poner a mis clases particulares. Es una duda razonable porque no siempre es sencillo hallar el equilibrio exacto entre la remuneración deseada y las condiciones atractivas en el contexto del mercado. Como principales indicadores, ten presente que la experiencia sigue siendo la variable más determinante. A pesar de la multiplicación de opciones que ha traído Internet, las referencias conservan un peso muy grande en la valoración que de tu candidatura hacen los usuarios.

También debes contemplar el grado de especialización que ofreces y si existe una gran oferta en el mercado. Hay disciplinas que cuentan con una larga lista de candidatos disponibles (idiomas populares, ciencias sociales, repaso general…), mientras que otras materias están menos representadas (ingenierías, matemáticas, economía…). Y si lo que se desea es dar clases particulares a niños preferentemente, la formación pedagógica adquiere mayor relevancia. Sea como sea, para saber exactamente cómo fijar tus precios, puedes ver nuestro artículo sobre precio clases particulares.

Crea tu anuncio gratis